TALLER

En el Taller, se sigue el modelo que introdujo Loris Malaguzzi en los centros preescolares en Reggio Emilia, Italia, a finales de los años 60. En este modelo, se toma el concepto de taller o estudio del artista (atelier) como lugar de experimentación y búsqueda de nuevas técnicas y procesos artísticos, y se introduce en el ámbito escolar para abrir nuevas y múltiples relaciones y diálogos entre la pedagogía y las artes plásticas. En estos talleres, a través de diferentes materiales y
técnicas, el niño expresa su concepto de la realidad y sus emociones, y establece relaciones y conexiones entre diferentes ideas.


El arte le aporta muchos beneficios al mundo de la educación: Nos hace ver que puede haber más de una respuesta a una pregunta y más de una solución a un problema. Nos enseña a ver y reconocer la importancia de las relaciones entre las partes. Nos enseña que existen muchas formas de comprender algo y de representar esa comprensión. Permite la flexibilidad de pensamiento y cuando se le permite al niño utilizar libremente el lenguaje plástico, aprende gustosa y significativamente, haciendo suyo el conocimiento.


¿Cómo se relaciona el Taller con los objetivos curriculares y académicos?

 

En el taller se trabaja por proyectos. Durante el proceso del proyecto, los niños desarrollan diversas habilidades y técnicas. En cada proyecto, el pensamiento y las emociones de los alumnos se plasman, cobran vida y ocupan un espacio. El proyecto nace del interés de los alumnos hacia algún tema, o cuando, tanto la maestra como los alumnos, quieren ahondar más sobre un tema académico.

 

Durante el proceso del proyecto, los alumnos desarrollan habilidades de: Planeación y trabajo colaborativo; búsqueda, consulta y selección de información; observación, inferencia, análisis y síntesis, y pensamiento creativo y científico.

© 2018 por Loyola Comunidad Educativa >>> Contacto: info@serloyola.edu.mx  >>>  Llámanos: +52 (999) 941-5454 / 55  >>>  Síguenos:   

  • Facebook
  • Instagram
  • YouTube
  • Twitter